Skip to content

Y ahora… desesperación

Lunes,12 enero, 2009

Después de acordarme del amigo Barrenado y su club del “Todo me pasa a mí“, he decidido formar el club Por qué me pasan estas cosas.

Tras las felices Navidades y tras haber instalado y probado con notable éxito la Wii y la Wii board (la de la Wii Fit) y vista las enormes posibilidades del invento, me decidí tal día como ayer a instalar un router para usar la conexión wi-fi que tiene el aparatito, y que el sábado me había comprado en las “rebajas”.

Me levanto, enciendo el ordenador, me voy a desayunar, y cuando vuelvo veo que está extrañamente colgado. Como no responde, lo apago. Y, casualidades de la vida, enciende pero no inicia Windows.

Después de pasarme toda la mañana intentando de todo sin conseguir nada absolutamente excepto un gran cabreo, me aparece un mensaje diciendo que tengo una dll corrupta y no se puede iniciar Windows. Así que, como me gusta meter mano en todo e intentar arreglarlo todas las cosas antes de llamar a un profesional (sea el campo que sea, y en esto de la informática soy un autodidacta pero casi todo me salió bien siempre), teniendo en cuenta que era domingo y la solución se demoraría demasiado, decido restaurar el sistema como última solución.

Sin Windows no pudo instalar el router que era lo que me urgía, así que manos a la obra.

Primera restauración, y nada.

Vamos con la segunda. Como se hacía tarde, ya que le habíamos prometido a un amigo de Mario que no pudo estar en su cumpleaños llevarlos a jugar juntos un día, lo dejo resturando a ver que me encuentro cuando vuelva.

Y cuando volví me encontré la Prehistoria. Windows funcionada pero el ordenador había vuelto al estado del año en que lo compré ( hace unos cuatro años). Había perdido todas las configuraciones, actualizaciones, programas instalados, etc,  de los últimos años.

Horror y desesperación. La hora de la cena y estaba como por la mañana, peor que por la mañana.

Así que sólo me dio tiempo a instalar el router, ver que todo funciona bien y comprobar que casi nada funciona, que las versiones de los programas que funcionan son de hace años, que casi desapareció el espacio libre en el disco duro, y que de momento no había desaparecido ningún documento guardado.

Ahora, después de leer todo lo que me perdí en estos dos días y comentar alguna cosa en algún blog, me queda la ardua tarea de poner al día la totalidad del ordenador, con lo que me imagino que parte de los programas desaparecerán, otros iré recuperándolos poco a poco y rezaré todos los días para que no me vuelva a suceder.

De momento estoy con el messenger, el blog, Internet y poco más. Lo que realmente me interesa en estos momentos, para no perder el contacto con nadie.

Me he dado cuenta con este incidente lo importante que es la comunicación.

Y la parte fundamental que ocupa en mi vida, en estos momentos, este aparato respecto a ella.

16 comentarios leave one →
  1. Lunes,12 enero, 2009 10:59

    Jo, que mala pata cuando estas cosas pasan. Me recuerda a la última vez que tuve que formatear mi partátil. Ánimo y paciencia. Espero que no hayas pedido muchas cosas.

  2. Lunes,12 enero, 2009 11:18

    Pues me adhiero inmediatamente al club!!!
    Estoy preparando la mochila táctica, vuelvo al hospital y sin fecha para el regreso. Unas horas, un día o vete tu a saber que mi riñón sigue con ganas de guerra y yo cayendo por el barranco de la desesperación.
    Si desaparezco por unos días es que me tienen secuestrada.
    Cuídate y te dejo mis besos, como siempre desde el alma.

  3. Lunes,12 enero, 2009 11:21

    Vaya Lirio, llevo un cuarto de hora intentando dejarte un comentario para desearte suerte y que tu estancia sea lo más corta posible.
    Y sobre todo que no se trate de nada.
    Un beso

  4. Lunes,12 enero, 2009 14:00

    Es la desesperación…
    Pásate a Linux, Juan.

    Gracias por leerme siempre.

  5. Lunes,12 enero, 2009 18:08

    Me uno al club definitivamente. La semana pasada me di cuenta que el programa para ver películas en dvd no funncionaba y el que utilizaba para grabar cd’s originales también estaba fallando. El sábado pasado invité a un amigo para instalar actualizaciones de este programa, decidí destapar la CPU, pero al cerrarla, un ventilador comenzó a fallar. Arreglado el problema y reinstalado los programas todo aparentemente funcionaba bien, pero el internet comenzó a fallar. La empresa de mi servidor tuvo que enviar a alguien ayer para arreglarlo, se tardaron 6 horas porque tuvieron que cambiar hasta el speedtouch. Y hoy acabo de darme cuenta que no me funciona nada que tenga que ver con Microsoft Office… Otro día mas en estas!!!

    Un saludo muy especial, que siempre te leo aunque no te comente!!!

  6. Lunes,12 enero, 2009 19:05

    Bienvenida Marcela, yo también te leo.
    Poco a poco lo voy solucionando. El ordenador y Windows funcionan bien, parece al menos, pero cada vez que entro en un programa tengo que reinstalarlo porque no funciona, y so, como todo el mundo sabe, no siempre es posible.
    Así que paciencia y a ver en qué acaba todo esto.
    Un saludo.

  7. Lunes,12 enero, 2009 21:02

    Jo, qué putada, yo aún recuerdo la última vez que se me jodió un ordenador: daba un pantallazo azul y se reiniciaba continuamente, casi me pego un tiro, siempre tengo la precaución de tener las cosas en CDs y DVDs, incluso alguna cosa en USB para no perder nada de lo que tenga guardado ahí.

  8. Lunes,12 enero, 2009 21:16

    Afortunadamente yo también guardo cada programa, o casi todos, por si suceden estas cosas.
    Pero cuando pasan es un tedio tener que hacer todo eltrabajo para restablecer las cosas.
    Y eso, cuando lo consigues.

  9. pat permalink
    Lunes,12 enero, 2009 23:40

    Bueno, míralo por el lado positivo, tu desgracia te ha dado para llenar un post…. 😉 Suerte

  10. hoxingu permalink
    Martes,13 enero, 2009 23:28

    Bueno Juan, espero que a estas alturas hayas conseguido restablecer el orden perdido en tu equipo. Gracias a Dios mi hijo y yo tenemos suerte con el ordenador que compartimos y no suele dejarnos colgados; cuando lo hace suelo arreglarlo yo, que también soy un poco autodidacta en esto, sin mayor problema.
    Un besito fuerte; procuro leerte cuando puedo, pero..¡ando tan liada!

  11. barrenado permalink
    Martes,13 enero, 2009 23:37

    Espero que tardes menos que yo, que sigo buscando el problema que parecía haberse solucionado con otro navegador, pero nada de nada, estoy perdiendo la paciencia y formatear será la solución pero me cuesta tanto decidirme y viendo lo que dices, más todavía, la cantidad de cosas que no tengo guardadas es considerable.

  12. Miércoles,14 enero, 2009 04:19

    No he solucionado aún mi problema, me faltan los instaladores del Microsoft office y mientras los consigo, me consuela saber que no soy la única con problemas en algo parecido…

    Al menos hay apoyo moral!!!

    Un saludito….

  13. Miércoles,14 enero, 2009 14:23

    Marcela, también a mí me desaparecieron todos los pogramas del Office. Una faena.

    Barrenado, cada vez que entro en un programa me encuentro con una sorpresa, así que dudo que tarde menos que tú.

    Hoxingu, te echo de menos, pero si todo el problema es que estás liada y con falta de tiempo, hasta puede que me alegre. Eso es que las cosas van bien.
    Un beso.

  14. Raquel permalink
    Jueves,15 enero, 2009 00:07

    ¡Vaya! ¿Se han dado cuenta de que los ordenadores no solo son una herramienta casi imprescindible de trabajo, sino que además dependemos de ellos hasta la desesperación para cosas tan cotidianas y simples como comunicarnos? A veces, yo también he tenido problemas de este tipo y entro en una especie de paranoia. Cuando pasan dos o tres días sin Internet, me doy cuenta de que tampoco es el fin del mundo. Desde luego es para reflexionar… ¿quién controla a quién?

  15. Jueves,15 enero, 2009 10:10

    Yo soy un amante de la tecnología y tengo compradas cosas que apenas utilicé por aparecer algo superior, pero no soy un esclavo.
    Desde luego que los dos o tres primeros días echas la cosas de menos. pero luego ves que no son imprescindibles.
    ¿No tenemos todos linternas, pilas o velas en casa para cuando se va la luz?
    El mundo, nuestro mundo, no se va a acabar por la falta de funcionamiento de un cacharro un par de días.

  16. Jueves,15 enero, 2009 11:29

    La verdad es que yo tampoco me desespero mucho si estoy sin portátil. Es cuestión de entretenerse en otra cosa…
    Eso sí, cuando ya llevo una semana, necesito mirar mi e-mail con urgencia xD

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: